Escultura griega de cerámica representando a la diosa «Afrodita», 300-200 a.C.

DESCRIPCIÓN
A partir del año 323 a.C., con la muerte de Alejandro Magno, se inicia en Grecia el denominado período helenístico que dominará todo el siglo III a.C. Es un período donde predomina la teatralidad, por lo que se llevará a cabo un gran desarrollo del arte para impactar. Por ello, el arte helenístico se caracteriza por la búsqueda de perfectas anatomías, ricas calidades, dinamismo y claroscuros. Los antiguos griegos, magníficos escultores, utilizaban el cuerpo femenino como icono de la belleza. La diosa Afrodita, diosa de la belleza, del amor, protectora de la fertilidad. El icono de belleza griego equiparado a la diosa Venus en la Antigua Roma. La diosa se presenta con un chitón caído que le deja medio cuerpo al descubierto, y con un pie apoyado en un zócalo cuadrado, en una postura sensual y teatral. Esta Afrodita es, sin ninguna duda, un ejemplo magistral de la capacidad escultórica de la Antigua Grecia, el pelo recogido en un moño casual, su rostro angelical y el esculpido sinuoso de su cuerpo se ven acuciados por la serenidad de su colorido de más de 2000 años.  


Consultar

Obras de arte relacionadas

C/ Sebastian Souviron, 9 29005, Malaga, España
+34 606 909 804 / 650 670 221
info@ifergangallery.es


Site Map